Deutsch-Kolumbianischer Freundeskreis e.V.

Experiencias del corona en Fusagasug√°
<< zurück zur Übersicht

Eloisa Spielmann
DKF Hamburg

Vivo en Hamburgo hace más de 30 años y me encuentro desde Noviembre en Colombia. Desde algunos años viajo aquí para hacerle el quite al invierno alemán y visitar a mi única hermana que tengo en este calientito Fusagasugá que está situado en el departamento de Cundinamarca vía Gírardot.  

Desafortunadamente por la grave situación que esta atravesándo el mundo entero, me cogíó muy de sorpresa este encierro o cuarentena, que por mi edad ( 75 años ) no me permite ni asomarme a la puerta de la calle. Después de 6 semanas de estar solamente en el apartamento mirando por las ventanas salí a hacer cosas muy urgentes, claro cumpliendo las normas exigidas por el gobierno, como usar tapabocas, guantes, y guardando la distancia.

A continuación algunas experiencias de mi día de salida en esta ciudad (no se si en Bogotá rigen las mismas normas)

Aquí puede salir por familia solamente 1 persona a hacer las diligencias y solo 1 día por semana. Estas salidas están controladas según el último número del documento de identificación. Afortunadamente y de casualidad tanto el documento de mi hermana como el mío terminan en 9 y la salida nos toca los viernes. Algo que también está de nuestra parte, es que si la policií nos controla tenemos dos apellidos distintos o sea que por el apellido no pueden saber que somos hermanas!

En primer lugar aquí no está funcionando ninguna clase de transporte público. Taxis están funcionando solamente una mínima parte y no  llevan sino a una persona. Como yo voy con mi hermana quien me ayuda a hacer todas estas diligencias, nos toca hacer todo a pié. Menos mal que la ciudad es pequeña. El problema no son las distancias sino las enormes colas que para todo hay que hacer. Esto era así antes del Corona y la diferencia de ahora es que por la distancia que hay que tener entre las personas entonces las filas en las calles son mucho más largas y así sea a pleno sol o bajo lluvia y sin una posibilidad de poderse sentar esta uno obligado a aguantar esta situación.

Teniendo en cuenta que todos los bancos, droguerías y la plaza de mercado están abiertos solo hasta la una de la tarde y que un supermercado tiene un servicio especial para personas a partir de 70 años para hacer sus compras entre las 7 y las 8;30 a.m., decidimos salir de casa a las 6.30 de la mañana. Allí pudimos comprar algunos alimentos pero lo más importante, que era sacar dinero en efectivo, no se pudo hacer porque el único cajero automático que yo puedo utilizar estaba fuera de servicio.

La siguiente diligencia era ir al centro a pagar mi seguro de enfermedad. Al llegar allí y viendo la cola tan grande decidimos con mi hermana separarnos para que ella mientras yo esperaba pudiera ir al seguro a recoger sus medicamentos para el corazón. Después

de dos horas de yo estar haciendo fila llego mi hermana sin sus medicamentos, los cuales no obtuvo por la cantidad de personas que estaban haciendo fila (mas de 200) . En estos casos cuando uno necesita urgente un medicamento del seguro y no puede esperar más días, no queda más remedio que ir a una droguería a comprarlo y pagar lo que valga!

Cuántas diligencias puede uno hacer hasta la una de la tarde si para cada diligencia como pagar los servicios de agua, luz teléfono etc. tiene que hacer uno colas de más de dos horas? Lo que no se alcanza a hacer durante este corto tiempo tiene que quedarse hasta la próxima semana cuando le toque a uno su día de salida y corriendo el riesgo que entre tanto corten los servicios por falta de pago!

En resumidas cuentas llegamos de regreso a casa a la una y media de la tarde, totalmente traumatizadas y con la mitad de las cosas sin resolver. Lo único bueno fue que como estaban desinfectando las calles de paso nos desinfectaron por detrás a los que estábamos en las filas!

A mi me parecía estar actuando en una película filmada en un planeta de marcianos: todo el mundo con tapabocas, guantes y la policía controlando documentos de identidad. Lamentablemente no es una película sino la triste realidad.

Ahora tenemos con mi hermana 7 días para recuperarnos de esta pesadilla hasta el próximo viernes que es nuestro día de salida.,

Encima de todo parece que aquí desde el 24 de Marzo está el sol en cuarentena pues no se ha dejado ver y esta lloviendo mucho.

Cuando podre regresar a Alemania ......…? no lo se pues aquí están los aeropuertos cerrados hasta finales de Mayo.

 

E. Spielmann

Abril 24 del 2020

 

 

 

 

 




Veröffentlicht am:
01:00:02 24.04.2020

Letzte Aktualisierung
15:01:40 30.04.2020


<< zurück zur Übersicht

 


Nach oben 
Seite Drucken